Saltar al contenido

Reseña Histórica

 

La fundación de la Escuela Superior Naval es una página gloriosa de nuestra Historia Nacional, su existencia se remonta al 9 de octubre de 1822, fecha en que "El Libertador" Simón Bolívar decretó la creación de la Escuela Náutica en la ciudad de Guayaquil.

El ilustre marino inglés, Almirante Juan Illingworth, fue nombrado Comandante General del Departamento de Guayaquil. Este entusiasta propulsor de la creación de la Escuela es considerado el fundador de la Marina de Guerra Ecuatoriana.

La Escuela abrió sus puertas a la juventud ecuatoriana el 1° de Septiembre de 1823 bajo la conducción del Capitán Domingo Agustín Gómez, entre sus primeros alumnos sobresalen los Generales José María Urbina, Francisco Robles más tarde presidentes de la República del Ecuador y José Rodríguez Labandera quien en 1838 inventó el primer submarino de América del Sur llamado "Hipopótamo", cuyas pruebas se realizaron en el Río Guayas, el 18 de septiembre de este año.

Desde 1830 año en que se separó  la Gran Colombia, la Escuela tuvo varios nombres tales como: Escuela Náutica, Escuela Naval Militar y Escuela Superior Naval, funcionando abordo y en tierra, sufriendo una serie de clausuras impidiéndo su normal desenvolvimiento.

En 1941, a pesar de las dificultades en el contexto histórico, económico y político del momento, el tenaz afán por el progreso de la Marina Nacional hizo posible la reapertura definitiva de la Escuela Naval por decreto ejecutivo N°1341 del 18 de Noviembre de 1941, siendo Comandante General de Marina el Capitán de Navío Juan Francisco Anda y Maldonado.

Fue nombrado Director de la Escuela Naval el Capitán de Corbeta Cesar Puente Godoy y funcionó en un Pabellón del Colegio Militar de la ciudad de Quito hasta el año de 1946, en que fue trasladada a la Base de Salinas, en donde permaneció hasta el año 1973 en que el Mando Naval decide trasladarla a la ciudad de Guayaquil donde se mantuvo hasta el mes de marzo de 1992 en que retorna definitivamente a la Base Naval de Salinas a una nueva y moderna infraestructura que permita mejorar la formación del futuro Oficial de Marina.

Desde 1941, fecha de su última y definida reapertura, la Escuela Naval ha entregado a la Armada del Ecuador Oficiales de Arma, Servicios y Especialistas con una sólida preparación profesional, mística institucional y alto sentido de responsabilidad contribuyendo al engrandecimiento de la Armada y al desarrollo del país.

El nombre de la Escuela Superior Naval está orientado a perennizar la memoria del Comandante Rafael Morán Valverde, héroe naval ecuatoriano, quien el 25 de Julio de 1941, junto a un grupo de valerosos marinos con honor y bizarría en desigual combate, derrotó en Jambelí al destructor peruano ALM. Villar, cubriendo de gloria a la Armada y al Ecuador.

La Escuela Superior Naval entrega una formación integral fundamentada en valores éticos y morales que permitan al futuro Oficial ser una persona íntegra, honorable, disciplinada, dispuesto a garantizar la soberanía e integridad territorial y participar en la seguridad integral del Estado, así como también contribuir al desarrollo nacional, fortaleciendo los Intereses Marítimos del Ecuador.